Sábado, 17 Febrero 2018 12:21

Ni dictadura barbuda ni de traje y corbata Destacado

Escrito por Núria Vilà Barcelona
Valora este artículo
(2 votos)

Distintos movimientos civiles sirios siguen apostando por potenciar alternativas democráticas en medio de la guerra. Tadamon lo impulsa desde Barcelona

 

 

Fijarse en los casos de éxito de construcción democrática para así desenfocar los movimientos extremistas. Es el objetivo que se marcan los ciudadanos sirios que este jueves se han aplegado en Barcelona invitados por la asociación Tadamon para tratar de visibilizar que en la guerra siria no todo es blanco o negro. Por otro lado, una cuarentena de asistentes mostraron que, pese al marco pesimista actual en Siria, mantienen su interés y preocupación en lo que acontece en el devastado país. 

“¿Cómo puede ser que el relato se centre en dictadura barbuda o dictadura de traje y corbata? Parece que los árabes tienen que decidir entre esto”, explicaba Leila Nachawati, escritora y defensora de los derechos humanos siria. Para Nachawati, igual que para muchos otros ciudadanos sirios, la dicotomía entre movimientos yihadistas o el régimen sirio disgrega el foco sobre las alternativas civiles que bregan por tirar adelante pese a la brutal guerra que les azota desde hace siete años. “Siria está secuestrada por intereses geopolíticos. Se narra lo que pasa en Siria a vista de pájaro, como un tablero de ajedrez donde cada uno potencia sus intereses. Los discursos cuajan en la dicotomía, y la ciudadanía está desarticulada”.       

 

El acto, además, ha querido llamar la atención sobre la situación de emergencia que se vive en Ghouta, donde han animado a los participantes a mostrar solidaridad con mensajes que circulen en las redes sociales. Mediante un vídeo proyectado durante el acto, Bayan Rehan, presidenta de un grupo de mujeres en Duma, ha explicado de primera mano cómo se vive actualmente en la Ghouta oriental liberada del régimen de Asad. “Somos 400.000 personas en el este de Ghouta sometidas a un genocidio. Aunque vivimos en el siglo XXI, la gente de Ghouta vive en tiempos anteriores a la Segunda Guerra Mundial”, explica Rehan. Sin embargo, “dentro de la guerra estamos tratando de crear instituciones de la sociedad civil para pasar de una sociedad en guerra a una sociedad civilizada que cree en la libertad, la justicia, la igualdad y los valores democráticos”. 

Nour Salameh, ciudadania siria –como ella misma quiere que se la presente-, además de investigadora, ha iniciado su intervención con una exposición que refleja el desconocimiento que existe -almenos entre la población española- acerca de la situación actual en Siria. “Un amigo mío de clase de catalán me felicitó diciendo que la guerra siria había terminado. Me dijo si ayudaría a reconstruir mi país”. Para Salameh, conociendo la situación de caos y devastación que todavía reina en Siria, la guerra se encuentra todavía lejos de su fin. Y, para ella, no terminará cuando el régimen de Bachar al Asad se haga de nuevo con el control del país, sino que habrá terminado cuando las iniciativas democráticas logren imponerse a la barbarie. Salameh expuso los ejemplos de casos de construcción democrática exitosos como en Ghouta o Saraqeb que, según ella, son a la vez blanco de los peores ataques de Asad y Rusia –y no los focos yihadistas.

Para Tadamon y el resto de participantes en el acto, pese a las pocas expectativas de éxito de las iniciativas democráticas civiles que ven en Siria, el hecho que siga existiendo apoyo moral e interés por la situación que se vive en el país mantiene una brizna de esperanza. “Intentamos hacer lo imposible. Estamos condenados a la esperanza”, explica Salameh.  

 

 

 

Inicia sesión para enviar comentarios

BARCELONA

Desalojan un piso en Barcelona para convertirlo en alquiler turístico

Desalojan un piso en Barcelona para convertirlo en alquiler turístico

El pasado miércoles 14 de junio. Seis furgonetas de los Mossos tienen cortada la calle Parlament en Barcelona. Se trata, de nuevo, de un deshaucio. Las víctimas son, como casi siempre, una familia del barrio de Raval con dos hijos, que no puede hacer frente a la nueva subida del alquiler, pensada por y para los turistas.

Activistas Musulmanas de Catalunya acusan a Cuatro de Islamofobia

“Se nos propone hablar en los términos impuestos por los Medios de Comunicación, protagonistas y relatores únicamente de aquello que les interesa, con el objetivo de poner en “show” todo aquello relacionado con las mujeres y el Islam”, fue una de las conclusiones a las que llegó un grupo de mujeres activistas de la comunidad musulmana en Catalunya, luego de analizar la invitación del periodista nombrado Aben Humeya a participar en el programa Pasaporte Pampliega, transmitido por Cuatro Televisión.

Fotos: tarde de integración para jóvenes recién llegados a Barcelona

Con el objetivo de potenciar la integración, el centro social Darna se desplazó a la playa Bogatell junto a un grupo de jóvenes que integran el equipo a de Fútbol Sala de la mencionada organización.

Video: una pelea con cuchillos en el Raval de Barcelona

Batalla a machetazos en el Raval. La Guardia Urbana ya los ha detenido. pic.twitter.com/n8eXpTHRkO — Toni Muñoz (@tonimunoz) April 10, 2018