Junio 24, 2018

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *
Captcha *
Reload Captcha

No todos los europeos que van a Siria mueren en las filas de ISIS, Ramón Rull , ciudadano español que luchaba como voluntario de las fuerzas kurdas en Siria ha fallecido luchando contra ISIS.

Según indica una página de Facebook de apoyo a los voluntarios, un valenciano de 55 años, habría fallecido víctima de una bomba trampa colocada por el Estado Islámico.

Cuando estalló el levantamiento pacífico contra el presidente Bashar al Asad en 2011, que condujo a la brutal guerra civil de Siria, Khaled* era un manifestante pacífico. Mucho cambió desde entonces.

Siria lleva en guerra siete largos años. El gobierno de al Asad se enfrenta a grupos rebeldes y yihadistas del autodenominado Estado Islámico, y múltiples países se han involucrado en el conflicto de manera directa o indirecta.

Esta es la historia de cómo un manifestante pacífico se vio envuelto en esa espiral de violencia… y acabó convirtiéndose en un asesino.

Un lote de mensajes de WhatsApp,  arrojaron luz sobre los esfuerzos de aquellos que aún viven en lo que queda del califa ISIS para huir del infierno de los bombardeos

El opositor al régimen sirio Yassin al Haj Saleh presenta en Barcelona ‘Siria. La revolución imposible’, un grito de lamento ante la derrota que supone la guerra siria para toda la humanidad

 

Yassin al Haj Saleh ha batallado como nadie para desmontar el mito antiimperialista en torno al régimen de Bashar al Asad. Escritor, comunista, opositor, marido… Pronto se interesó por la dictadura longeva que gobernaba su país, y se puso a escribir. Era joven, y se encontraba estudiando Medicina –una profesión que nunca llegó a ejercer.

“Queremos mostrar que al otro lado de Asad no hay solo la miseria y la barbarie: hay mucha gente, como Yassin”, explicaba la investigadora del IEMed y experta en el mundo árabe Lurdes Vidal en la presentación del libro ‘Siria. La revolución imposible’ en Barcelona. La sala del IEMed, llena a rebosar de personas inquietas por la sucesión de eventos traumáticos que se van sucediendo en Siria, donde la población civil es la mayor perjudicada. “Lo que Yassin piensa y transmite es un peligro para las autoridades instaladas. Su pensamiento es un peligro para acabar con el autoritarismo encasillado en la región desde hace mucho tiempo”, explicaba la investigadora. El activismo de Yassin es tan peligroso que su esposa fue secuestrada en 2013 por un grupo salafista y, desde entonces, no se ha sabido nada de ella. Yassin, originario de Raqqa, ha visto cómo dos de sus hermanos fueron también secuestrados: uno ha sido recientemente liberado, mientras que del otro hace 5 años que no reciben noticias.

“El libro es una imagen trágica. Creo que esta historia tiene no solo un sentido sirio, sino internacional”, explica el autor del libro, dolido por el silencio de sus camaradas occidentales ante los bombardeos indiscriminados del régimen sirio sobre la población civil durante los más de 7 años de guerra en Siria. Pero ante la barbarie, a Yassin le queda el camino de la denuncia y, al final, la esperanza. “¿Por qué hablas en el libro que la revolución en Siria es imposible”, le pregunta Lurdes Vidal. Y Yassin responde con tres imposibilidades que se hicieron realidad. “Antes se creía que era imposible que hubiese una revolución en Siria. Pero la revolución tuvo lugar”, lanza Yassin. Segunda imposibilidad: “Nunca nadie hubiese imaginado que habrían lanzamientos de barriles bombas, armas químicas…”. Por último, “la emancipación del pueblo sirio”, aunque todavía no ha conseguido tumbar el régimen.   

En definitiva, el libro del reconocido escritor sirio –que ahora reside en Berlín, tras unos años en Estambul, después de escapar de Raqqa- es también un grito ante las lecturas -según él erróneas- que se hacen desde occidente al no denunciar o condenar abiertamente las masacres del régimen sirio sobre civiles, y al reducir la guerra en Siria a un conflicto entre el régimen y grupos yihadistas, suprimiendo a la población civil siria del discurso. “He intentado explicar en el libro que en Siria existe una sociedad: hay ciudades y personas que querían un cambio. Critico el mensaje geopolítico: siempre se habla de capitales políticas –Washington, Moscú, Tel Aviv, Teherán…- y esto hace que no se vea a las personas que hay detrás”, lamenta el escritor.

Sobre el ataque de fuerzas estadounidenses sobre el régimen sirio como respuesta al último ataque químico, Yassin no entiende “por qué las izquierdas europeas se muestran tan enfadadas con este bombardeo. Ahora parece que todo el mundo se ha dado cuenta que pasa alguna cosa en Siria. ¿Por qué no han estado enfadadas durante estos 7 años de guerra? Las perspectivas no se han renovado: siguen ancoradas en las ideas de la Guerra Fría, de cuando existía la Unión Soviética”. Yassin, que se considera comunista, de izquierdas, no entiende la postura de sus compañeros europeos. “Siento mucha frustración con estos camaradas de España o Francia, de izquierdas, que tienen posibilidades de viajar, ver mundo, pero están anclados sin renovarse. Creo que no tienen ni idea de la situación” en Siria, explica.         

Aun así, las raíces de la guerra, para Yassin, son mucho más profundas. “Creo que estamos carentes de un proyecto mundial para restaurar la confianza, el pensamiento, la información, ya que nos enfrentamos a una crisis de grandes dimensiones. Tenemos un problema de democracia, que pasa por un muy mal momento. Ahora el que manda es el dinero”. En Siria, las heridas sociales son ya muy profundas, tras 7 años de guerra y miles de muertos. Un primer paso hacia la reconciliación, para Yassin, sería acabar con la represión del régimen. “Tenemos que sacar este cuchillo que todavía está haciendo daño. Creo que podríamos trabajar en un futuro para crear dinámicas contrarias. Mi generación tiene un agravio demasiado profundo. Ha sufrido mucho. Yo creo que la siguiente generación puede encontrar el equilibrio. Creo que lo primero es acabar con el régimen, que es el motor del odio”, concluye el escritor.  

Desde el levantamiento de la ciudadanía siria contra el régimen de Al Asad el 15 de marzo de 2011 hasta los bombardeos en Ghouta, repasamos los resultados catastróficos de los siete años de guerra en Siria

Jamil Diyarbakerli es director ejecutivo del Observatorio Asirio de los Derechos Humanos. Tras su experiencia como sirio cristiano originario de Qamishli, una ciudad en el noreste de Siria en el frontera con Turquía, junto a la ciudad turca de Nusaybin , y cerca de Iraq, fundó esta organización para proteger los derechos de los cristianos en Oriente Medio. Ahora vive en Suecia, y hemos hablado con él en el marco de la 37ª edición del Congreso de Derechos Humanos de Naciones Unidas en Ginebra, Suiza.

Ayer el miércoles el 21 de febrero de 2018, la agencia Sahab el brazo mediático de la organización yihadista el Qaeda ha publicado un audio de 6 minutos de Aymen el Zawahiri,  jefe al mando del grupo yihadista Al Qaeda, el cual InfoTalQual ha tenido acceso. 

La situación en Ghouta Oriental a pocos kilómetros de Damasco, en este momento es un caos.  Solo ayer más de 280 muertos según Qusay Nour , periodista que cubre esta zona y colaborador de InfoTalQual. 

Capturados en Siria los dos últimos miembros de la banda yihadista de Estado Islámico conocida por torturar y decapitar a rehenes occidentales

Página 1 de 7
© InfoTalQual.com - Derechos Reservados